Putin, el «procés», el rey y los extremistas españoles

190

PUNTO.- “También vamos sabiendo cómo el Kremlin ha intervenido de diversas formas en el ‘procés’. De lo que se trataba es de debilitar a las democracias occidentales (…)” escribe Lluís Foix, periodista históricamente vinculado a “La Vanguardia”, en el artículo “Putin ha atraído a los extremos”

CONTRAPUNTOS. Lo que se sabe, y no sólo se va sabiendo, es que quienes han estado en contacto con el Kremlin de Vladimir Putin son reyes, presidentes y políticos españoles extremistas contrarios al “procés”. Son, al menos, Juan Carlos I, Felipe VI, José María Aznar, Mariano Rajoy, José Luis Rodríguez Zapatero, José Borrell.

Mención especial merece el padre del actual rey. Putin entregó a Juan Carlos el Premio Estatal de Rusia, máximo galardón de este país, en una ceremonia en la sala Alejandro del Gran Palacio del Kremlin (19 de julio de 2012). El dictador ruso y el rey español se intercambiaron palabras de elogio y solidaridad en nombre de Rusia y de España. Felipe VI y Pedro Sánchez aún no han exigido a Juan Carlos que devuelva esta condecoración a Putin dada la sangrienta guerra iniciada por el Kremlin contra Ucrania y su soberanía.

Una precisión. El «procés» no es una actuación diabólicamente putiniana. El “procés” es una actuación democrática y pacífica favorable a los derechos y libertades nacionales de Catalunya. Una actuación como la del Sáhara Occidental y Ucrania que desean existir en el siglo XXI según estos derechos y libertades pese a la represión de los regímenes marroquí, español y ruso.

Compartir esta entrada