Illa mantiene un alarmante encuentro con Borrell en Bruselas pero no se reúne con Puigdemont

11

Salvador Illa ha mantenido en Bruselas un alarmante encuentro con Josep Borrell (alto representante de la UE para Asuntos Exteriores y Política de Seguridad). Ambos dirigentes del PSOE muestran desde hace años una fuerte complicidad. Han coincidido en Barcelona en manifestaciones a favor de la unidad de España y en contra de la soberanía de Catalunya. Actos organizados por la españolista SCC (Sociedad Civil Catalana) que ha contado con participantes, además de Illa y Borrell, como Miquel Iceta, Pablo Casado, Enric Millo, Javier García Albiol, Inés Arrimadas, Carlos Carrizosa y similares.

2.- Borrell e Illa han tratado ahora sobre las iniciativas de la Comisión Europea (proyectos por los fondos europeos y transición ecológica), la actualidad geopolítica, la situación política en España y el llamado «Gobierno Alternativo por Cataluña». Este “Gobierno Alternativo”, presidido por el propio Illa, es fantasmagórico, no tiene ningún Parlamento que lo controle, no figura en el Estatut ni en la Constitución que los constitucionalistas, o unionistas, o anexionistas tanto dicen defender. Eso sí, son monárquicos y juancarlistas, y han echado su supuesto republicanismo a la papelera de la historia.

3.- El hecho de que Borrell e Illa hayan tratado sobre la situación política española y catalana es alarmante si se tiene en cuenta el proyecto político borrelliano. El español Josep Borrell afirma (13/09/1998) que defender a José Barrionuevo (ministro de Interior) y Rafael Vera (secretario de estado de Seguridad), condenados  por terrorismo de estado, forma parte de su proyecto de futuro. «La solidaridad con estos compañeros va irrenunciablemente unida a nuestro proyecto de futuro». Palabras dichas por Borrell cuando Barrionuevo y Vera fueron condenados por su implicación con los GAL, grupos armados para policiales españoles que practicaron la guerra sucia o terrorismo de estado.

4.- Por tanto, es lógico y lamentable que Salvador Illa no se haya reunido en Bruselas con el president Carles Puigdemont, hombre perseguido por el régimen español que le considera un delincuente peligroso pero que, en cambio, vive en libertad en la Unión Europea. Puigdemont es un exiliado político como lo fue otro president, Josep Tarradellas, tan falsamente elogiado por el amigo de Borrell, Salvador Illa.

Comparte esta entrada

Compartir esta entrada