12. Aug, 2014
  2748 Visitas      0 Comentarios

La paz sea contigo, Cañizares

1. La paz sea contigo, cardenal Antonio Cañizares, prefecto de la Congregación para el Culto Divino y la Disciplina de los Sacramentos. Mejor el tuteo. Es más cristiano. Dice Jesús: "No os dejéis llamar maestros porque uno solo es vuestro maestro y todos vosotros sois hermanos" (Mateo 23, 8).

2. Este cardenal español ha escrito una larga circular sobre el significado ritual de la paz en la misa. Puede estarse de acuerdo en que este rito debe ser sobrio y que es suficiente con un signo de paz con las personas que están más cerca. Basta sugerir que se haga así, sin imposiciones ni más normativas. La proliferación de normas es angustiosa, y no dan la paz ni en la conciencia personal ni en la comunidad.

3. El papa Francisco lo tiene muy claro. "Santo Tomás de Aquino destacaba que los preceptos dados por Cristo y los apóstoles en el pueblo de Dios son poquísimos. Citando San Agustín, advertía que los preceptos añadidos por la Iglesia posteriormente deben exigirse con moderación para no hacer más pesada la vida a los fieles y convertir nuestra religión en una esclavitud cuando la misericordia de Dios quiso que fuera libre "("Evangelii gaudium" de Francisco).

4. La libertad cristiana de las personas y de los pueblos, en la Iglesia y en el mundo, es lo que da la paz.

5. Pueden ponerse ejemplos pacificadores. Suprimir los vestidos litúrgicos faraónicos y lenguajes extraños facilitaría el sentido de las celebraciones y daría más paz espiritual. Habría más paz si, ¿verdad cardenal Cañizares?, No se aprovechara el púlpito de los templos ni las ni tribunas (Dicasterios, Conferencia Episcopal Española, La Razón) para confundir cristianismo y catolicismo con unidad de España. Esta confusión es sacrílega porque manipula el Dios de Jesús al servicio de unos intereses coyunturales y discutibles. También habría más paz eclesial y cívica si el nombramiento de obispos no fuera secuestrado por el poder político y por cuatro cardenales serviles con este poder. En todo caso, la paz sea contigo, Cañizares, y con todos, vosotros y nosotros.

Post publicado en www.catalunyareligio.cat

En la red


0 Comentarios



Escribe un comentario

* El correo electrónico no será publicado