17. Sep, 2021
  698 Visitas      0 Comentarios

Un pequeño tumor y una plegaria íntima

Breve diálogo entre Ramón y Oriol. Suelen encontrarse cada semana para preparar textos cívicos y eclesiales. En los últimos meses para skype debido a la pandemia. Hacía unos tres meses que no estaban en contacto, en lo que va de verano.





1.- Oriol envía a Ramon un email ... "Estimado Ramon. En la primera reunión del grupo, aunque telemática, hemos hablado de ti. Después he asistido a una reunión de otro grupo, esta presencial con mascarilla y distancia. Han preguntado por ti. ¡Hay tanto trabajo que hacer! Inacabable. ¿Cómo estás? ¿que haces? Cordialmente".

2.- Ramon contesta a Oriol también por email ... "Hola. Me han intervenido de un pequeño tumor en un intestino delgado. Todo ha ido bien y me encuentro bien volviendo ya hacia mi comunidad. Todavía no tenemos la información de la anatomía patológica. Cuando todo esté disponible tendremos la valoración. Gracias por el interés".

3.- Oriol comenta a Ramón ... "¡Ay Ramon ! Quien esté libre de un pequeño tumor ... quien esté libre de un dolor de cabeza ... quien esté libre de cansancio ... quien esté libre de cualquier mal ... que tire la primera piedra. Y como no la podemos tirar ... iremos yendo adelante, piedra a piedra, libremente, esperanzadamente ... y con una plegaria  que, dicen y confiamos, fortalece el espíritu desde la más profunda intimidad".

En la red


0 Comentarios



Escribe un comentario

* El correo electrónico no será publicado